Receta de bizcocho de chocolate con avellanas

Por el

INGREDIENTES PARA PREPARAR BIZCOCHO DE CHOCOLATE 

120 g de mantequilla

200 g de chocolate negro (o 125 de negro y 75 de blanco)

140 g de azúcar

4 huevos

125 g de harina

1 pizca de sal

8 g de levadura

100 g de avellanas

ELABORACIÓN DE BIZCOCHO DE CHOCOLATE CON AVELLANAS 

receta para preparar bizcocho casero con chocolate y avellanas -ApuntoLibreria

Una forma de dar un toque de distinción a nuestros postres es a través de los frutos secos. En esta ocasión, os proponemos una receta deliciosa de bizcocho de chocolate con avellanas, aunque también podéis utilizar otros como almendras o nueces.

Para empezar, debemos saber cómo funciona tu horno para que no nos pasemos con el tiempo de precalentamiento. Deberemos precalentarlo a 180 ºC, con calor arriba y abajo, durante unos 10 minutos aproximadamente, pero con cuidado para que no se nos tueste la parte de fuera del bizcocho estando el interior todavía crudo. Además, te aconsejamos preparar todos los ingredientes antes de ponernos a cocinar para así agilizar la elaboración.

En primer lugar, derretimos el chocolate y la mantequilla en un bol y tamizamos la harina y la levadura juntos. Para tamizar, echaremos la harina en un colador o tamiz  y daremos pequeños toquecitos. La harina irá cayendo poco a poco, separando así la harina en pequeñas partículas. Es una forma sencilla de conseguir que nuestros postres queden más esponjosos, permitiendo la entrada de aire entre las mezclas, evitando al mismo tiempo que se formen grumos.

A continuación, en un bol ponemos los huevos y batimos durante 5 minutos con el azúcar hasta que blanqueen. 

Entonces mezclamos los huevos y el azúcar con el chocolate y después añadimos la harina tamizada, mezclando con unas varillas delicadamente (a medio camino añadir las avellanas cortados en trozos medianos). En este momento es mejor que quede algún grumillo a mezclar la masa demasiado. 

Pincelamos con mantequilla un molde de plum cake o bizcocho y vertemos la masa dentro. Por último, damos un par de golpes contra la mesa y horneamos durante 30 ó 35 minutos. 

RECOMENDACIÓN: Nunca abras el horno antes de que hayan pasado 3/4 partes de su tiempo de cocción. Una vez haya pasado este tiempo que calcularemos, podremos introducir un palito o cuchillo, y si sale limpio indicará que el bizcocho está listo. Sin embargo, si vemos que está crudo todavía, pero la superficie está tostada, podemos poner un trozo de papel de aluminio por encima hasta que se cocine el interior.

Por último, cuando lo tengamos preparado, lo dejaremos enfriar sobre una rejilla unos 15 minutos aproximadamente, y cuando ya esté frío, desmoldaremos.

Otra opción es cubrirlo con plástico film y dejar enfriar en la nevera.

Para presentarlo, podemos espolvorear un poco de azúcar glace por encima. 

Si nos apasiona el chocolate y nunca tenemos suficiente, podemos echar sirope por encima o incluso con unas pepitas de chocolate para que quede delicioso.

Un truco para que el bizcocho te aguante esponjoso durante más días es envolverlo en papel de aluminio.

Además, puedes aprender con nosotros a hacer riquísimos postres de forma divertida y dinámica en nuestros cursos de REPOSTERÍA.

Si lo que quieres es practicar en casa puedes consultar nuestra sección de PASTELERÍA, donde encontrarás libros como los siguientes:

chocolate   pasteles-del-mundo