Antipasto: aceitunas ascolane

La gastronomía italiana ha dado mucho que hablar, pero ahora lo que queremos es dejar por un momento de hablar y ponernos a cocinar. ¡Y a comer, claro!

Del 21 al 27 de noviembre se celebra la semana de la cocina italiana en el mundo, y nosotros queremos seguir difundiéndola en este caso a través de una sabrosa receta. Y no, no es de pasta.

INGREDIENTES

1 KG DE ACEITUNAS SIN HUESO

1/2 CEBOLLA

1 ZANAHORIA

1 TROZO DE APIO

100 GR DE CARNE DE POLLO PICADA

100 GR DE CARNE DE CERDO PICADA

100 GR DE CARNE DE TERNERA PICADA

VINO BLANCO

NUEZ MOSCADA

CANELA

RALLADURA DE 1/2 LIMÓN

150 GR DE PARMESANO

ACEITE DE GIRASOL

HARINA, HUEVO, PAN RALLADO

UTENSILIOS

SARTÉN, OLLA, ESPÁTULA, TABLA, CUCHILLO Y TÚRMIX

ELABORACIÓN

Lo primero que tenemos que hacer para elaborar este plato es una farsa para poder rellenar las aceitunas.

Picaremos en brunoise la cebolla, la zanahoria y el apio. Lo pondremos a sofreír en una sartén con un poco de aceite de oliva virgen extra.

Mientras, podemos ir abriendo las aceitunas de manera transversal para poder rellenarlas pero sin romperlas para que luego mantengan su forma original.

Cuando tengamos las verduras en su punto le vamos a añadir las especias para poder sofreírlas y conseguir que suelten todo su aroma y sabor.

Ahora añadimos las carnes picadas y las dejamos que se doren bien todas por igual. Cuando estén marcadas lo que vamos a hacer es subir la temperatura al máximo y añadir el vino con esto conseguimos que se evapore el alcohol rápidamente y los aromas se queden en el plato.

Dejaremos que se cocine un poco más y podremos ya triturarlo todo ayuda de una túrmix.

Picamos muy bien la mezcla y le añadimos la ralladura de limón, un par de huevos y el parmesano rallado. Mezclamos todo bien para que nos quede una pasta homogénea.

Hacemos bolitas chiquititas de relleno que entren dentro de las aceitunas y las empezamos a rellenar y más o menos cerrar.

Cuándo ya las tengamos todas rellenas vamos a empezar a rebozarlas, para ello las pasaremos por harina, huevo y pan rallado. Si queremos conseguir un rebozado muy crujiente un buen truco es volverla a pasar por huevo y pan rallado para hacer un doble rebozado.

Al tenerlas todas rebozadas las freiremos en aceite. Les escurrimos el exceso de materia grasa con la ayuda de un papel absorbente y ya están listas para comer.

EN A PUNTO PODRÁS APRENDER RECETAS TAN ORIGINALES COMO ESTAS, O MÁS CLÁSICAS SI LO PREFIERES. TENEMOS PARA TODOS LOS GUSTOS 😉

0 comentarios en “Antipasto: aceitunas ascolaneAñade el tuyo →

Deja un comentario